Aquí todo está diseñado para su comodidad

Nuevo en 2017: piscina cubierta climatizada.

Para ofrecerle una estancia tan agradable como sea posible a las puertas de la ciudad medieval de Loches, el camping La Citadelle pone a su disposición una tienda con pan, bollería y vinos de Turena, así como un restaurante a la carta (abierto en julio y agosto) en el que encontrará ensaladas, parrilladas, pizzas y helados. En julio y agosto, los conciertos y las veladas de baile animarán la terraza del bar. Y ya que Turena es tierra de buen comer, de forma regular se organizan en el camping degustaciones de vino y queso de cabra locales.

Además de la piscina climatizada (de abril a mediados de septiembre), a los niños (6-12 años) les encantará el mini-club «Les p'tits loups» que les recibirá con buen humor todas las tardes de lunes a viernes (de principios de julio hasta el último fin de semana de agosto) y les propondrá juegos al aire libre o talleres de bricolaje. Y mientras los niños se divierten, los padres aprovecharán para descansar un momento en las tumbonas de la piscina del camping.